18 abril, 2024

NubeOcio

Ocio, juegos, viajes y tecnología

Juegos de mesa

Ciudadelas: conoce a tu enemigo

Ciudadelas es un juego de estrategia ya clásico que se ha convertido en el favorito de muchos jugadores. Se juega con dos tipos de cartas (personajes y distritos) y monedas de «oro». Nuestro objetivo es amasar dinero, con buenas o malas artes, para construir la ciudad más impresionante de todas.

Ficha técnica de Ciudadelas

  • Número de jugadores: 2-7 (ampliable a 8)
  • Edad recomendada: a partir de 10 años
  • Tiempo de partida: 1 hora
  • Distribuidor en España: Edge
  • Diseño de juego: Bruno Faidutti
  • Diseño gráfico: Cyrille Daujean, David Ardila
  • Arte: Julien Delval, Florence Magnin, Jean-Louis Mourier, Didier Graffet

Cómo es una partida de Ciudadelas

Lo más divertido de Ciudadelas es la fase de elección de personaje. Esto se hace en cada ronda y determina las habilidades especiales que podemos usar. La mecánica es la siguiente: dependiendo del número de jugadores se descarta un número de personajes boca arriba y boca abajo. Así hay algo de incertidumbre sobre qué personajes hay o no hay en la ronda. Empezando por el primer jugador, se van pasando las cartas restantes y cada uno se queda en secreto una de ellas. El mecanismo de elección de personajes cambia ligeramente en el caso de 2, 3 o 7 jugadores, pero la idea es la misma.

Ciudadelas juego de estrategia

Orden de juego

Una vez que todos los jugadores han elegido personaje, comienza la ronda. Se juega en el siguiente orden: asesino, ladrón, mago, rey, obispo, mercader, arquitecto y condotiero. Por tanto, el orden de juego no depende de cómo estén sentados los jugadores, sino del personaje que hayan elegido en esa ronda. Este es uno de los detalles más originales de Ciudadelas. Si alguno de los personajes no ha sido elegido o ha sido asesinado, se pasa al siguiente.

El turno

En su turno, cada jugador hace una primera acción fija, a elegir entre:

  • Recibir dos monedas de la banca
  • Robar una carta de distrito, que podrá escoger entre las dos primeras del mazo

También puede, en su turno, pagar el coste de un distrito para construirlo en su ciudad. Sólo se puede construir un distrito en cada turno, a no ser que se sea el arquitecto, como se explica a continuación.

Ciudadelas de Edge

Poderes de los personajes

Además de las acciones normales, en cualquier momento se pueden usar las habilidades especiales del personaje:

  • El asesino nombra a otro personaje para asesinarlo. Este personaje no jugará cuando llegue su turno. Es importante resaltar que el asesino nombra a un personaje y no a un jugador, así que si quiere perjudicar a alguien en concreto debe adivinar qué personaje ha elegido esa persona
  • El ladrón nombra a un personaje, cuando el turno de ese personaje llegue, le tendrá que dar todo el oro que tenga. Al igual que el asesino, si quiere robar a un jugador en concreto, debe adivinar el personaje que ha elegido
  • El mago puede cambiar todas sus cartas con todas las de otro personaje (útil si no se tiene ninguna o se tienen pocas) o cambiar cartas a su elección de su mano con el mismo número de cartas del mazo
  • El rey será el primer jugador en elegir personaje en la siguiente ronda. Además, recibe una moneda por cada distrito dorado que tenga construido.
  • El obispo no puede ser atacado por el condotiero. Además, recibe una moneda por cada distrito azul que tenga construido.
  • El mercader obtiene una moneda de oro adicional. Además, recibe una moneda por cada distrito verde que tenga construido.
  • El arquitecto puede robar dos cartas adicionales y puede construir hasta tres distritos en un solo turno
  • El condotiero puede destruir cualquier distrito construido, pagando su precio menos una moneda. Además, recibe una moneda por cada distrito rojo que tenga construido.

Fin de la partida

Cuando algún jugador construye su octavo distrito, significa que esa será la última ronda. El resto de los jugadores debe intentar construir lo máximo posible, ya que al final del turno del condotiero se hará recuento para buscar al ganador. Los puntos se contabilizan así:

  • La suma de los costes de los distritos construidos (algunos distritos morados dan puntos adicionales)
  • Bonus de dos puntos si se han construido los ocho distritos
  • Dos puntos más si se ha sido el primero en construir ocho distritos
  • Tres puntos adicionales si se han construido distritos de los 5 colores posibles

Juego de Cartas Ciudadelas

Estrategias en Ciudadelas

Jugar a Ciudadelas es sencillo, lo difícil al principio es buscar una estrategia ganadora.

Leer las mentes

Creo que lo más importante es aprovechar la ventaja de saber qué personajes quedan por elegir. Especialmente si somos el primer jugador , ya que podemos saber incluso qué personaje se ha descartado. Si conseguimos adivinar los personajes que van a elegir los demás jugadores tendremos una gran ventaja. Por ejemplo, podemos elegir ser el ladrón y robar al jugador que más oro tenga. Un jugador con mucho oro suele escoger el Arquitecto, a no ser que no haya podido escoger ese personaje o tenga otras intenciones, como por ejemplo despistar al resto. Otro ejemplo, si un jugador tiene muchos distritos dorados, verdes, azules o rojos tal vez intente elegir al rey, mercader, obispo o condotiero, respectivamente. Podemos usar este conocimiento para lanzar contra él al asesino y evitar que se haga demasiado fuerte.

Construir caro

Un consejo importante: construir distritos caros. Si se puede evitar, conviene no usar los que cuesten una sola moneda. En primer lugar porque el condotiero los puede destruir gratis. En segundo lugar porque ocupan espacio. A no ser que lo hagamos muy bien en la última ronda, acabaremos con ocho distritos, si algunos de ellos son baratos conseguiremos menos puntos en total. La única situación en la que podría venir bien construir distritos baratos es si sacamos mucha ventaja a los demás jugadores y queremos terminar la partida cuanto antes para evitar que consigan demasiados puntos.

Un traje para cada ocasión

Los usos que se le puede dar a los personajes son diversos. Para proteger nuestro turno solemos necesitar al asesino (jugamos antes que el ladrón, nadie nos asesina), o al ladrón (nadie nos puede robar). Para proteger nuestra ciudad de ataques elegimos, al obispo (no nos puede atacar el condotiero) o al propio condotiero. Si estamos descontentos con nuestras cartas elegimos al mago (para cambiar la mano) o al arquitecto (para obtener cartas extra). Para perjudicar a algún otro jugador elegimos al asesino, ladrón, mago (si tenemos pocas o ninguna carta en la mano) o condotiero.

Si andamos cortos de fondos elegimos al mercader (una moneda adicional siempre) o a alguno del que tengamos distritos de los que cobrar (rey, obispo, condotiero o el propio mercader) o confiamos en nuestra astucia y elegimos al ladrón. Si, por el contrario, nos sobra el dinero, lo más lógico sería elegir al arquitecto, para poder construir más, pero entonces seríamos presa fácil para el ladrón.

Ser de los últimos jugadores en elegir personaje suele ser una gran desventaja. Sería conveniente elegir el rey en cuanto se tenga ocasión para conseguir ser el primero en el siguiente turno.

Ciudadelas

Mi opinión sobre Ciudadelas

La mecánica de juego de Ciudadelas permite utilizar estrategias muy diversas. Las cosas que podemos probar y los resultados que obtenemos cambian mucho de una partida a otra. También nos sorprenderá cómo cambian las pautas de otros jugadores al cambiar de estrategia. Al terminar una partida, siempre quedan las ganas de intentar hacer algo distinto. Quien lo ha jugado guarda un buen recuerdo y siempre está dispuesto a repetir.

¿Has jugado a Ciudadelas? ¿Te ha gustado? ¿Tuviste alguna duda sobre las reglas? ¿Qué otros juegos conoces parecidos a Ciudadelas? Puedes enviar tus comentarios aquí mismo o enviar un mensaje al autor para pedir que hable de algo que te interese.

¡A divertirse!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *